Me lo repito estos días, cuando me levanto, cuando me acuesto. Es un mantra que me cuesta creer, pero que quisiera hacerlo.

0 1k

Basta de violencia en el fútbol. Eduquemos, y eduquémonos.

0 1k

turbulencias en un avión, la desesperación de los tripulantes hace que se comporten de la forma menos pensada. Solo queda rezar.

0 1k

Se abrochó lento, como si el tren lo esperara, cada botón de su camisa. Después, agarró el pañuelo rojo y negro, lo miró por un segundo, y lo enroscó en su cuello.

0 1k

Un mantra. Una forma de sobrellevar esta realidad que al parecer, lo único que tiene para ofrecernos es violencia.

0 1k

Alguien copió en un grupo sobre psicología al cual pertenezco y no conozco a nadie, estas palabras de una chica que ni siquiera es parte del mismo.

0 1k

Cada cuatro años, un nuevo dolor. Esta vez, quizás ni eso.

0 1k